sábado, 3 de junio de 2017

Reseña: Los saqueadores de sueños (#2) de Maggie Stiefvater

Título: Los saqueadores de sueños
Autora: Maggie Stiefvater
Saga: The Raven Boys #2

Páginas: 495
Editorial: SM Argentina
Sinopsis: Todo el mundo tiene secretos. Los guardamos o nos los guardan, los controlamos o escapan a nuestro control. Ronan Lynch, también. El gran secreto de Ronan es que puede robar cosas de los sueños y traerlas al mundo real. Lo malo es que hay alguien que desea esas mismas cosas. Alguien cuyas intenciones son más siniestras. Y mientras tanto, las líneas ley que rodean Cabeswater se están debilitando. Glendower es un sueño cada vez más lejano, y Gansey no está dispuesto a permanecer indiferente. 
       Esta reseña la escribí a los pocos días de haber terminado el primer libro. Si no lo leyeron, puede que se encuentren con spoilers de la primera parte. 
 Repasando un poco de qué va la trama: Sabemos que Blue es la única mujer de su familia que no es médium –aunque tiene algo especial que fortalece los poderes espirituales de las demás personas con su sola presencia-. Además de cargar con ese estigma, hay un gran vaticinio que asegura que este año se enamorará, y cuando bese a su amado, lo matará. 
 Por otro lado están los chicos del cuervo, quienes pretenden encontrar al rey Glendower, que lleva siglos dormido, para despertarlo. La razón es que, según cuenta la leyenda, quien lo despierte verá cumplido un deseo. A todo esto se suma el gran secreto de Ronan, que es que puede robar cosas de los sueños y traerlas al mundo real, lo cual puede resultar tan bueno como volverse un problema para todos.     
 El libro se desarrolla prácticamente en base a la búsqueda de Glendower, que dicho sea de paso, es muy intensiva. 
 Esta continuación empezó por sorprenderme. El motivo es que el inicio fue bastante diferente que el anterior; quizás fue porque ya estaba metida en la historia al haberlo leído, pero lo cierto es que, desde que comienza la narración, te engancha mucho. Hay una acción que se da de manera más desenvuelta, ya no hay que esperar tantas páginas para que algo suceda. Hay personajes que se revelan y surgen nuevos enigmas, lo que hace que de alguna manera se acerque más a la idea que tenía de la escritura de la autora en un principio. Aunque admito que no es tan ligera como quisiera, pero sí es muy personal. 
 Llegada la mitad del libro hay una disminución de diálogos que me dejó un poco desconcertada. Hubo un aumento de descripciones y explicaciones, y todos callados. En esos momentos era en donde me volvía a aburrir muchísimo, remontándome a lo que fue el inicio de la saga. En cierto momento es donde resurge el lenguaje coloquial y todo se acomoda un poco. Siento que la autora se maneja mucho mejor en esa fusión que hace entre conversaciones y pensamientos, yendo de lleno a la idea, tirando la bomba, no dando rodeos.  
“Blue no se creía enamorada de él. Nunca se había enamorado, pero estaba segura de que, si lo estuviese, lo sabría. Hacía unos meses había tenido una visión en la que lo besaba, cosa que no le costaba mucho tener presente. Pero su lado más racional, que a menudo era el único, le decía que aquello tenía más que ver con el atractivo de los labios de Richard Campbell Gansey III que con la posibilidad de un amor inminente”.
 Las escenas en donde se mezclaban los sueños con la realidad me parecieron geniales. Una gran innovación en la trama, que la hace distintiva. Ese juego constante en el que el lector debe adivinar qué es lo real y qué es, en realidad, parte de la imaginación.
 Con los personajes sentí una mejoría notable. Una evolución. Por ejemplo, Blue ya me inspiraba más confianza, tuve más afinidad que antes; creo que es porque comenzó a comportarse más como un ser humano, con sentimientos y todo lo que eso conlleva. 
 Gansey me encantó en esta segunda parte. Recuerdo que antes sentía un poco de incomodidad con él, y que sentía que tenía un rol con demasiado peso en la obra para la forma pobre en que lo desempeñaba. Ahora cobró más fuerza, que era lo que deseaba. 
 Con respecto al resto de los personajes no podría decir mucho sin revelar cosas importantes. Pero diré que a estas alturas un poco se empieza a resquebrajar el vínculo entre los chicos del cuervo. Ya esa búsqueda que tienen en común no es tan límpida –o quizás, nunca lo fue-. Surgen nuevos intereses, nuevas caras y nuevos planes. Muchos cambian de faceta por completo.
 Lo que no termino de decidir si me gusta o no es que por momentos los hechos no se sitúan en un plano “fijo”. Y eso es algo que me mareaba un poco, reconozco que es algo característico de la pluma de la autora, lo que significa que a su vez puede resultar de las cosas más interesantes del libro. 
“En un mundo ideal, los cadáveres allí tendidos dormirían un sueño eterno: nadie los descubriría, los animales los irían devorando poco a poco y la exposición a los elementos se ocuparía del resto. Pero en un mundo en que cualquier pareja de tortolitos podía captar el mal olor, o unos cazadores tropezar con un hueso, o un buitre ponerse a volar en círculos sobre el lugar, la cosa se resumía en dos cuerpos con los zapatos llenos de tierra y con ADN esclarecedor bajo las uñas”.
4/5
Muchas gracias SM Argentina por el ejemplar. 

7 comentarios:

  1. HOLAAA!!!
    HERMOSA RESEÑAAA <3
    A mí me gusta muchisimo esta saga <3 Tengo pendiente leer el último libro!!!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! Ay, qué bueno que te haya gustado tanto.
    Tengo demasiadas ganas de darle una oportunidad a esta saga :)

    ResponderEliminar
  3. No he léido el primero,así que he pasado de puntillas,me quedo con que te ha gustado.
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Buenas.
    No conocía estos libros pero no son para mí, me alegro que los hayas disfrutado.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Hallo! No conocía estos libros, pero con gusto los leo si los encuentro, tiene todo lo que me encanta. Saludos

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola guapa!

    No los conocía, así que los anoto esperando ponerme al día con ellos.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  7. Uf, decididamente, desisto. Parece que esta saga sigue el mismo esquema que los demás de la autora: tiene una trama muy interesante, pero la autora se estanca en descripciones y no avanza. Pensaba que con estos libros sería diferente, pero por lo que dices, aunque es algo mejor que en el anterior, sigue teniendo ese estilo característico. Va a ser que no :/

    ResponderEliminar